Oración a la Santa Muerte Negra para alejar enemigos

Si vives rodeada de gente colmada de vibra negativa y sientes que su envidia y maldad te están dañando, debes alejar a tus enemigos rezando estas oraciones a la Santa Muerte, y ya verás como todo se encarrilará!

1. Plegaria para evitar gente dañina

oracion a la santa muerte negra para alejar enemigos

Oh, Sagrada y Salvadora Niña Negra!, Protectora de mi vida y de los míos!… Concédeme esta petición que traigo a ti, cual si fuese una esperanza arrolladora, sumida en un potente desafío…

Tú sabes que no tengo paz en mi alma, y las cosas me han salido mal, últimamente… enemigos me acechan desde el odio, la envidia y el despecho… y sólo daño me han podido inocular!

Sagrada y Bienaventurada Santa Muerte, confidente eres desde tu Pedestal!… Limpia mi camino de impurezas! Quita de mi alma todo mal! Te imploro me oigas! Yo te pido, Santa, (haz tu pedido fervientemente).

Oh, clemencia, para esta sierva que te vino a rezar! La gente que se esconde en su malicia me arroja sus vibras negativas, por envidia, por celos, por desidia… y por todo lo que daña a un ser sincero!

Santísima y Divina, bajo el Manto, yo sé que me habrás de ayudar… Aleja a mis enemigos con tu poderosa alegoría de Niña Omnipotente, que nadie podría vencer… jamás!

Mi plegaria me sostiene, tú eres la contención y el Milagro, que esperaré día a día, para quedar libre del daño! Quienes me quieren mal y critican a mi espalda, Santa Niña… deberán pagar!

Mi súplica está en tus manos y tu Fuerza divina… Arrodillada estoy frente a ti! Te prometo, Santa, en este día, (di tu ofrenda para ella), cuando me liberes de todo ser maligno, que se apodere de mí!

Amén

2. Súplica para defenderme del mal


Oye, Santísima Adorada…Omnipotente Muerte, que no mezquinas ayudar cuando te imploro! Vuelve tu Clemencia a mis ojos y a mi alma… Necesito de ti, oh, Señora mía!

De quienes me hacen mal, te imploro me protejas! Me han maldecido a tus espaldas y yo ahora lo voy a develar! (pídele a la Niña que te proteja de esa persona).

Oh, Santa y Venerada Madre, ayúdame a evadirme del daño que me hacen… No lo puedo soportar! Tú tienes esas armas poderosas que me aliviarán tanta desazón! Pon esta plegaria en tus dones… y alivia mi dañado corazón!

Quita de mi paso toda piedra, que no me deje avanzar... sácale al infame, la careta, que de a poco, hiere mi cuerpo y mi vida emocional! Oh, Venerada Santa Muerte! Libérame de aquellos que me dañan… socórreme de todo mal!

Arrodillada estoy, Sagrada Madre… llorando mi tristeza en este rezo y en tu Altar… Desmesurada es tu Clemencia y tengo gran confianza que de mis enemigos, me habrás de ayudar!

Si tú el Milagro le brindases a esta sierva que llora a tus pies, te ofrendaré las cosas que mereces, oh, Madre Venturosa, protégeme de los malignos, mi Niña adorada, esperanza de fe! (ofrécele tu promesa)

Vuelca tu Omnipotencia incomparable, dentro del cauce de mi ser… No me abandones, me siento amenazada por gente maliciosa… oh, Santísima Inmaculada… Alumbra hoy mi vida, con tu Luz Sagrada… ayúdame otra vez!

Así Sea

Recomendaciones:

  • Al salir de tu hogar, no dejes de rezar a la Santa, una de estas plegarias , frente a una imagen de ella.
  • Pídele con devoción sincera que te ayude a combatir a tus enemigos, (nombra a quienes sospechas que te hacen mal).
  • Al regresar, sobre un altar enciende una vela blanca junto a la imagen de la Santa, agradécele su protección y vuelve a recitar la misma Oración.

Deja un comentario