Oración de agradecimiento a la Santa Muerte

Cuando sientas gratitud por un favor espiritual que la Santa Muerte te ha cumplido, eleva estas oraciones de agradecimiento. Aquí encontrarás las indicaciones para invocarla adecuadamente.

1. Para ofrecerle mi gratitud

oracion a la santa muerte de agradecimiento y gratitud

Adorada Santa Muerte, Celestial y Generosa, he llegado hasta este Altar para darte mi respeto y devoción! En tus manos he dejado mil favores, desgarrada, y siempre he tenido la respuesta de tu Amor.

Me has cuidado y bendecido, Beata Madre, con el sentimiento de una Santa Venerable y Dadivosa, cual tú lo eres, desde ese Pedestal! Donde profesas tu Beatitud y tu esplendor, bajo ese Cielo inmaculado!

Hoy, estoy aquí, para demostrarte mi complacencia! He orado con tu nombre entre mis labios, tantas veces, Niña eterna! Y hoy no encuentro las palabras acertadas, para dar mi gratitud!

He confiado en tu ayuda y tus Milagros concedidos, que mis lágrimas se deslizan, al pensar! Pues sin ti, amada Santa, mis angustias y miserias, no se hubiesen podido acomodar!

La plegaria que te rezo, Niña mía, tan cargada de emoción y verborragia, es el modo que he encontrado, para agradecerte tanta paz y tanta pura calma!

Tú eres quien me Guía, desde el sagrado Universo, y yo sigo confiando en tu Sabiduría! Oh, Esplendorosa y Contemplativa Muerte, recibe mi alabanza, en este día!

Piadosa con mis ruegos has sido, Madre Muerte, y todo has concedido, a esta sierva que te reza! Reconoce mi gran admiración por tus cuidados, a mí y a mi familia, oh, Santa de Dios!

Continúa dándome tu apoyo, como siempre lo has hecho, vaya pues, en este agradecido rezo, mi energía más sentida, mi retribución y mi desvelo, oh, Santa querida, eres mi Consuelo!

Esta oración es mi regalo más profundo! Desde el alma lo he traído hasta tu espacio! Quiero que lo tomes cual pretendo, Santa, como parte de mi corazón, envuelto en mi agradecimiento!

Amén

2. Para mostrarle mi aprecio y respeto

¿Cómo agradecerte, Santa Niña, tanta Benevolencia? Debo demostrarte tanta ayuda y complacencia, y aún no hallo las justas palabras!

La Piedad que has conservado en cada súplica ofrecida, fue Más Allá de lo humano! El Infinito es tu Mundo y trasciende lo deseado!

Oh, Loada y Venerada, que detrás de un rezo mío, hallé un divino regalo! Gracias por tu Clemencia y por tu Credo Protector!

Cuánto habré de agradecerte la Luz que me iluminó, cuando de día y de noche, te invoqué con tal clemencia, que recibí tu Templanza, mezclada en tan Puro Amor!

Oh Divina y Justa eres! Estoy para venerarte, desde este milagroso Altar! Nadie más que tú ha podido, soportar tanta Piedad consentida, tú eres mi Realidad!

La ofrenda más escondida guardada en mi corazón, es la llama venerada, oh, Niña de mi clamor! La gratificación, es el premio, en medio de esta oración!

Te rezaré cada día, en pos de reconocer que fuiste y eres, Bendita, el agua en mi propia sed! Milagroso tu regazo, que me protege del mal, que acecha entre las tinieblas, oh, Madre, si lo sabrás!

Te rezaré cada noche, y al llegar mi despertar, imaginaré tu sonrisa colmada de bienestar! Desde mi agradecimiento, Loada, quisiera ya, que desde ese Pedestal perfecto, a todos puedas amar!

Amén

Recomendaciones para agradecerle a la Santa Muerte:

  • Cuando dediques una oración a la Santa Muerte para agradecerle sus favores, concéntrate en un lugar aislado de otras personas.
  • Apoya una estatuilla de la Santa en tu mesa de noche, y que permanezca allí, por una semana entera, como una ofrenda espiritual.
  • Busca la fe intensa en tu corazón y di las palabras de la oración, con la sinceridad más absoluta.
  • De esta forma, la Santísima Muerte recibirá tu gratitud.

Deja un comentario